Así es Venezuela: CON “V” DE VENDETTA, por Carlos Sánchez.

oct 31, 2014 Sin comentarios por

Logo Así es Venezuela

CON “V” DE VENDETTA. Ni Tarantino, Spielberg o Stephen King, haciendo una película juntos, acumulando todas sus ideas y creaciones, hubiesen parido una trama tan espectacular como la Venezuela Gansteril, un narco-estado, donde de manera perfecta, y casi natural se combinan todo tipo de delitos con la máxima facilidad y protección oficial. Un país donde quien hace lo correcto, se preguntará así mismo si lo está haciendo bien, y los demás lo miran como un bicho raro. El pase de facturas, y reajuste de poder que estamos presenciando entre la dictadura, con su monigote al frente, pantalones abajo y vaselina en mano, y los amos de la calle, los mal llamados colectivos, que no son más que bandas de asesinos a sueldo, es la más fiel demostración de un país sin ley, sin mando, sin turmas, sin…, sin…, sin nada, ¡ni dolientes pues! Terminarán matándose ellos mismos, los robolucionarios, aniquilándose “políticamente”, cobrando y dándose el vuelto, eso sí, ante la complaciente mirada de los Mudos felices, embobados soñando con su curul del 2.015. ¿Estaremos llegando al “llegadero”?  Perdón por llevar siempre la contraria pero yo creo que no. ¡Aún no hemos tocado fondo!

Y LA GALLINA DE LOS HUEVOS DE ORO, PDVSA, sigue perdiendo valor, palo abajo y sin frenos. Los precios internacionales del petróleo siguen a la baja y no parece que hay un punto de estancamiento, aunque algunos sabiondos ya han dicho que pudiera estar alrededor de los 50$ el barril. Ya ustedes se imaginan lo mismo que yo, ¿no?

Pero lo peor no es eso. Lo peor son los nuevos créditos-atracos que estamos a punto de firmar con Rusia y China, como no, a cambio del oro negro. Y como estamos asfixiados necesitamos un fuerte adelanto, y eso significa, si, vale, te los doy, pero te clavo entre un 15 y 20 % de interés. Los préstamos “normales” estarían alrededor del 8 %. Si agarramos un ábaco o una casio de las viejitas y sumamos, nos dará que dos más dos son cuatro: todo el petróleo del próximo año y demás, aparte de precio de gallina flaca, pagando nosotros su extracción y transporte será casi todo para honrar compromisos, o sea que de “cash”, de efectivo, ¡Nanai de la China! Y nunca mejor dicho. Ya aquí si estamos entrando en territorio de Stephen King, el amo absoluto del terror. Cojan un rosario, una cruz de palo grande, y recen, recen mucho. Amén.

NADIE ESCARMIENTA EN CABEZA AJENA. No lo hicimos nosotros, y tanto que nos advirtieron los cubanos en el exilio, ni por desgracia creo que lo hará el pueblo español, así nos aburramos de repetirles hasta el cansancio el abismo que se les viene encima con el encantador de serpientes, si, ese, el coleta capilla, que cual lorito, y por más de cien años, viene diciendo de memoria todo el manual comunista de siempre: te diré lo que quieres escuchar, te prometeré lo que no puedo cumplir, y te pintaré todos los pajaritos preñaos del olimpo, para que me hagas llegar al poder…ya de eso algo hemos aprendido nosotros, no todos, luego de 17 años de sufrimiento.

No esperemos que los españoles lo aprendan en tan poco tiempo, y con aún, tan pocos casos de corrupción e inmoralidad que estamos viviendo. Dios quiera me equivoque, porque volver a emigrar otra vez… ¿a dónde?  Por cierto feliz “Jalogüin”, y hablando de, mmmm… creo me disfrazaré del coleta capilla, a ver si doy algo de miedo… Chau!

Carlos Sánchez

Firmas
Sin respuestas a “Así es Venezuela: CON “V” DE VENDETTA, por Carlos Sánchez.”

Deje una respuesta